Posturografía: Estática y Dinámica.

Más Información:
Celular: +57 321 3598126

La Posturografía es una técnica que analiza el control postural de la persona en bipedestación estable y dinámica. Para ello se utiliza una plataforma dinamométrica que analiza las oscilaciones posturales a través del registro de la proyección vertical de la fuerza de gravedad.

La Posturografía es útil para valorar la estabilidad del paciente, así como detectar posibles trastornos del equilibrio o como complemento en el estudio de la enfermedad vertiginosa; además de establecer su posible rehabilitación. Así mismo, también es útil para aquellas personas con dificultad en la marcha, en el balance, transferencia de peso o para la rehabilitación de tobillo, rodilla, cadera o espalda.

Esta valoración funcional es realizada con un equipo especialmente diseñado para medir:

- La competencia de los reflejos involucrados en el control postural.
- Identificar estímulos sensoriales conflictivos.
- Cuantificar el control postural.

Esta información permite definir una terapia de rehabilitación específica para cada paciente y proporciona parámetros de seguimiento evolutivo y comparativo.

Para realizar esta prueba no se necesita ninguna preparación previa, sólo debe estar descalzo sobre la plataforma del Posturógrafo lo más tranquilo posible.

Posturografía

La Posturografía consiste en colocar al paciente sobre una plataforma en distintas condiciones: de pie, con los ojos abiertos, ojos cerrados, en posición estática y dinámica. Las pruebas para valorar el equilibrio duran entre 20 y 30 minutos.